Oferta en drones Eachine: 35% de descuento

Sin duda el verano es la mejor época para disfrutar volando tu dron. Tanto si te vas a iniciar como si necesitas renovar el tuyo, la marca Eachine es una buena opción por la calidad que ofrece para los precios que suelen llevar sus productos. Esta compañía está especializada en el sector de los drones recreativos y de carreras y eso se nota en la manera de cuidar ciertos detalles en el diseño de sus drones.

Si buscas un dron para un chaval joven, te sorprenderá ver que hay modelos con diseños bastante divertidos, y si buscas algo más avanzado también encontrarás modelos FPV potentes, con cámara integrada con los que podrás controlar tu vuelo y grabar imágenes de forma bastante profesional, teniendo en cuenta, como hemos dicho antes, que los precios son bastante contenidos.

A través de la web mepicaelchollo.com, hemos descubierto una promoción en la tienda Banggood para los quadcopters Eachine con descuentos de hasta un 35%. En el catálogo de esta tienda podemos ver desde mini drones a partir de 11€ (¡ya no hay excusa para comprarse uno!) hasta otros de mayor tamaño y potencia que ya pasan de los 100 euros. Estas rebajas durarán hasta el 31 de agosto, por lo que no conviene dormirse en los laureles.

dron eachine e52

A nosotros nos ha encantado el modelo E52 (en la imagen de arriba), muy similar al Elfie, . Este dron es FPV y plegable, su diseño es muy atractivo y ¡solo cuesta 25€! También nos han parecido muy graciosos los E011 (vídeo de abajo), con los muñecos arriba (solo cuestan 13,81€):

Drones que te salvarán la vida en caso de infarto

Inventan el dron para atender infartos

Se ha hablado mucho del futuro de los drones, de todas las posibilidades que pueden ofrecer y de los muchos usos que se les pueden dar. Las últimas noticias van todavía más allá, los drones podrían salvar vidas. De este modo, lo que empezó siendo un pequeño juguete volador, se está convirtiendo en un aparato que puede cambiar nuestras vidas por completo, tanto como para llegar a salvarnos.

Si bien es cierto que los drones tienen más recorrido del que pensamos y que llevan tiempo siendo de gran utilidad en el ámbito militar, es en los últimos años cuando estos pequeños vehículos aéreos no tripulados se han extendido entre la población. De hecho, no estaría mal echar un vistazo a la regulación vigente, pues no todo el mundo puede ser piloto de drones ni hacer todo lo que quiera en cualquier condición.

Es verdad que tenemos una visión de los drones más enfocada al ocio y al aeromodelismo que a otra cosa, pero su potencial es inimaginable. Si lo pensamos detenidamente, los quadcopters pueden usarse para infinidad de actividades que de otra manera no se podrían realizar o pondrían en peligro la vida de otras personas: tareas de emergencia y salvamento, rescate de personas, prevención de incendios, labores de vigilancia y seguridad…

Drones socorristas para ganar tiempo

Drones con desfibrilador más rápidos que las ambulancias

Poner la tecnología al servicio del ciudadano y facilitar su vida debe ser una de las máximas aspiraciones del ser humano, y mucho más si de cuestiones sanitarias se trata. Por esto, la idea en la que ha trabajado un grupo de científicos suecos con drones-desfibriladores nos ha maravillado.

Robots voladores capaces de atender a pacientes que han sufrido un infarto en mucho menos tiempo que una ambulancia, hasta cuatro veces más rápido, es algo que hace tiempo podría haber sido una escena de ciencia ficción, pero hoy parece estar más cerca de ser una realidad.

La aeronave se llama FlyPulse y ha sido fabricada por una compañía sueca. Sus 5.7 kg de peso son necesarios para poder transportar los casi 800 gramos que pesa un desfibrilador externo automático (DEA). Este dron salvavidas consta de ocho rotores y alcanza una velocidad máxima de 75 km/h.

Drones rápidos para emergencias sanitarias

Los investigadores del Instituto Karolinska de Estocolmo han realizado varios estudios en los que el tiempo de respuesta del octocóptero ha sido de alrededor de 5 minutos frente a los 22 minutos que tarda una ambulancia convencional, que depende en gran medida de las condiciones de tráfico. Cada segundo cuenta a la hora de reanimar a una persona que ha sufrido un paro cardiaco, por lo que esta reducción de tiempo es vital y podría ayudar a salvar muchas vidas.

Lamentablemente, el dron-desfibrilador es todavía un proyecto en desarrollo que esperamos que siga avanzando y cuente con las inversiones necesarias para llevarlo a cabo cuanto antes. Se deben hacer más pruebas, evaluar su integración en los centros sanitarios y estudiar su eficacia frente a los servicios de emergencia tradicionales.

Además, también sería esencial dotar a la población de conocimientos sobre la forma de usar un desfibrilador y realizar una reanimación cardiopulmonar, porque si no, no servirá de nada ahorrar tiempo si luego no hay nadie que sepa desenvolverse ante una situación de vida o muerte. Según Jacob Hollenberg, director del estudio, en los próximos ensayos tienen previsto usar los drones en casos que también requieran de una pronta actuación, como son reacciones alérgicas o accidentes de tráfico.

Drones que cambiarán el mundo

El primer dron con desfibrilador para atender infartos

Esta idea de la que estamos hablando no es reciente, se viene gestando desde hace algunos años. Alec Momont, un estudiante belga de ingeniería, diseñó para su proyecto final de carrera un dron equipado con un desfibrilador capaz de salvar vidas. Salió en todos los medios y muchas empresas se interesaron por el invento.

De esta forma, el joven pretendía desterrar esa mala fama que tienen los drones alejándolos de su uso en guerras y conflictos. Para ello se propuso ayudar a aquellas personas que a raíz de un infarto, una de las mayores causas de muerte en el mundo, necesitaban de una atención inmediata.

Este dron-ambulancia se dijo que estaría disponible para 2020. El primer prototipo estaba formado por seis hélices, podía alcanzar una velocidad de casi 100 km/h, tenía GPS integrado y era capaz de localizar automáticamente la llamada de origen para acudir ipso facto al lugar del incidente.

Quadcopter para ayudar en infartos

Asimismo, también contaba con cámara, micrófono y altavoces y podía ser teledirigido por un paramédico que daría instrucciones a las personas que estuvieran con el paciente para guiarlas en el proceso de reanimación. De momento, no se ha vuelto a saber nada de este proyecto que se calculó que tendría un coste de 15.000 euros por unidad.

En definitiva, que nunca pensamos que estos helicópteros en miniatura pudieran hacernos tanto bien. Dicen que los coches voladores están más cerca de lo que creemos, en las películas ya sabemos que sí, en la realidad lo vemos todavía difícil. Sin embargo, estas pequeñas aeronaves no tripuladas tienen pinta de que cambiarán el mundo tal y como lo conocemos. Y lo más importante, los drones servirán para ayudarnos en situaciones extremas. ¡Esperamos que así sea y se den las circunstancias propicias para materializar estas ideas en vidas!

¿Qué significa RTF, BNF, PNP o ARF cuando compras dron?

Si eres nuevo en el mundo dron tendrás muchas preguntas sin respuesta. ¿Cómo elegir el mejor dron para tu nivel? ¿Qué criterio utilizar para decidirte por un modelo u otro? Y si no son pocas las dudas, encima verás que a muchos drones les acompañan unas siglas que posiblemente no tengas ni idea de lo que significan.

Por esto mismo, pensamos que hay una diferencia fundamental antes de comprarte un aparato de radio control que debes conocer. ¿Qué quiere decir RTF, BNF, PNP y ARF? Estas iniciales hacen referencia a las distintas piezas que puede incluir o no el kit de un dron. Y no creas que es tema baladí, pues hay muchos accesorios a elegir o rechazar según lo que pretendas hacer o los conocimientos que tengas sobre estos aparatos voladores.

Algunas personas optarán por adquirir el dispositivo en cuestión sin complementos y otras pueden querer hacerse con el pack completo. Estas distintas combinaciones dan como resultado una amalgama de palabrejas que pasamos a explicarte.

Partes que componen un dron

¿Qué dron comprar?

  • RTF (Ready To Fly): Esta es la opción más recomendable si eres nuevo en estas lides y no quieres complicarte la vida. Este dron tiene todo lo que necesitas para emprender el vuelo y funciona correctamente desde el minuto uno con lo que trae de serie, sin necesidad de tener ningún accesorio adquirido con anterioridad. Nunca mejor dicho, “listo para volar”.
  • BNF (Bind aNd Fly): Podríamos decir que es un RTF sin transmisor, o sea, que o ya tienes uno que puedes reutilizar con tu nuevo cuadricóptero o has decidido adquirirlo por separado, posiblemente porque deseas uno de mayor alcance para hacer volar tu dron hasta los confines de la Tierra. Tan sencillo como indica su nombre: “emparejar y volar”. En algún caso puede que tampoco incluya la batería, por eso siempre es recomendable prestar mucha atención a la hora de realizar tu compra.
  • PNP (Plug aNd Play): Este pack es una versión más sofisticada que las anteriores, está enfocada a personas más asiduas, expertas y aficionadas a volar vehículos aéreos no tripulados. Este modelo se acerca a los quadcopters DIY (hágalo usted mismo) y es una forma de personalizar tu aparato con tus propias aportaciones. Trae consigo el cuerpo del dispositivo, los servos, los motores, las hélices y los esc, también conocidos como variadores o controles de velocidad electrónicos. ¿Qué no incluye? El transmisor, el receptor y la batería.
  • ARF (Almost Ready to Fly): Un dron que puede engañar por su denominación, pero que no podrá alzar el vuelo sin motores, servos o algún componente electrónico que puede faltarle para estar complemente listo. Hay que leer con detalle los aparatos ARF para tener claro que es lo que contiene el paquete.

Tras conocer estas cuatro opciones, ¿por cuál te decides? Eres un aeromodelista avanzado que prefiere la versión PNP o estás dando tus primeros pasos y vas a tirar por el camino fácil con un quadcopter RTF.

¿Qué dron comprar?

Un negocio con futuro

Esto es sólo un ejemplo del amplio sector que representan los drones, lo que ya se ha convertido en un negocio de mucho valor. Ya que de un tiempo a esta parte, los drones han empezado a ocupar un importante nicho de mercado que cada vez goza de más correligionarios que desean surcar los cielos con sus pequeños aparatos de radio control. Además, con la opción de ensamblar parte del dispositivo, los más experimentados en la materia también tienen la opción de disfrutar con el proceso, los ajustes e ir tuneando el cuadricóptero a su gusto.

Gran parte del éxito también está en el precio, ya que existen drones muy baratos que cualquiera puede adquirir para probarse como piloto, así conseguirá aprender, disfrutar y manejar cada vez drones más grandes y potentes.

El futuro de los drones es muy halagüeño, las grabaciones y fotografías para observación, vigilancia e incluso para usos artísticos, así como el transporte aéreo y otras muchas más utilidades, conforman un amplio abanico aún por explorar. Así que harán falta muchos pilotos que controlen todas las posibilidades que estos aparatos tienen que ofrecernos.

¿Qué necesitas para volar un dron?

Normativa sobre drones en España: Todo lo que debes saber

Que los drones son el “juguete” de moda es un hecho que ya no se le escapa a casi nadie. Niños y adultos están como locos con estas pequeñas naves voladoras que nos permiten grabar nuestro entorno a vista de pájaro. Y es que este nuevo aparato volador aporta un sinfín de funcionalidades, desde la  grabación de tu fiesta de cumpleaños, hasta la organización de carreras o visualizar desde el aire tu paisaje favorito.

Actualmente se pueden adquirir drones a precios muy competitivos (podemos encontrar drones pequeñitos para uso doméstico por debajo de los 50€), y esto hace que su uso se haya multiplicado en el último año. Pero… ¿sabemos qué normativa existe al respecto? A continuación te contamos todo lo que necesitas saber para disfrutar de tu dron sin preocupaciones.

Normativa sobre drones

¿Qué actividades se desarrollan con drones actualmente en España?

Con la actual regulación vigente en España, los drones se pueden utilizar para desempeñar un gran número de actividades, tanto profesionales como de ocio:

  • Actividades de investigación y desarrollo
  • Tratamientos aéreos que supongan esparcir sustancias en el suelo o la atmósfera: lanzamiento de productos fitosanitarios, extinción de incendios, etc.
  • Levantamientos aéreos
  • Actividades de observación y vigilancia aérea: actividades de vigilancia de incendios forestales, operaciones contra el narcotráfico, etc.
  • Publicidad aérea, emisiones de radio y TV
  • Operaciones de emergencia, búsqueda y salvamento
  • Otros tipos de trabajos especiales no incluidos en el listado anterior
  • Actividades de ocio: carreras de drones, aficionados a la fotografía, etc.

Drones como hobby: ¿Qué podemos hacer con un dron dedicado exclusivamente al ocio?

La regulación de las actividades de ocio con drones es mucho menos rigurosa que la relativa a las actividades profesionales, pero aun así debes tener en cuenta que existe una normativa que hay que cumplir aunque vueles tu dron únicamente para pasar un buen rato:

  • Siempre tienes que mantenerlo dentro del alcance de tu vista, y nunca puede superar los 120 metros de altura.
  • Sólo se pueden volar en zonas despobladas o habilitadas para el aeromodelismo. Está totalmente prohibido volarlo en zonas urbanas o sobre aglomeraciones de personas (conciertos, manifestaciones, parques, playas, procesiones, etc.).
  • No es necesario tener el título de piloto, pero se debe saber volar con seguridad.
  • Si el dron causase algún tipo de daño, la responsabilidad de éstos recae sobre la persona que lo maneja.
  • No está permitido volar drones de noche.
  • No está permitido volarlo cerca de aeropuertos aeródromos, zonas de parapente, paracaidismo, helipuertos, etc.

El uso imprudente de un dron (es decir, no cumplir estas normas) está sancionado con multas de hasta 225.000€, así que… ¡no te la juegues y diviértete de forma segura!

Normativa drones en España

Drones cómo herramienta de trabajo: Lo que puedes y no puedes hacer

Si tienes una empresa y quieres hacer uso de drones para el desarrollo de tu actividad profesional, los requisitos son algo más estrictos que los anteriores. En primer lugar, debes estar registrado en la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), contar con el certificado de piloto de drones, y tener un seguro de responsabilidad civil específico para aeronaves, por si el dron ocasionase algún accidente o desperfecto durante el vuelo. Además, deberás sacarte un certificado médico de Clase LAPL (para aeronaves de hasta 25 Kg.) o Clase 2 (para las de más de 25 Kg.).

Además, tu dron debe llevar fijado a su estructura una placa de identificación bien visible donde consten todos sus datos: número de serie, nombre de la empresa propietaria y datos de localización de la misma.

En cuanto a las condiciones de vuelo, los drones con un peso inferior a 25 kg deben volar a una distancia que esté dentro del alcance visual del piloto, a una distancia máxima de 500 metros de longitud y 120 metros de altura. En caso de que el dron pese menos de 2 kg, sí podrá volar más allá de la vista del piloto (aunque igualmente sin superar los 120 metros de altitud), mientras permanezca dentro del alcance de la emisión por radio de la estación de control. No obstante, para ello se debe solicitar a los Servicios de Información Aeronáutica la emisión de un NOTAM, es decir un aviso al resto de los usuarios del espacio aéreo de dónde y cuándo va a volar.

¿Restricciones? Por supuesto, las mismas que en el caso anterior: no podrás volar tu dron de noche, ni en zonas urbanas, lugares con aglomeraciones o en espacio aéreo controlado. Y cuidado: incumplir esta normativa puede implicar multas de hasta 4.500.000€… Ya sabes: ¡la seguridad ante todo!

La normativa sobre drones en la grabación  de eventos

Si tienes un dron, ya sea para uso personal o profesional, una de las actividades que nos puede resultar muy atractiva es la de utilizarlo para grabar acontecimientos relevantes: una boda o comunión, una competición deportiva, un concierto, manifestación, fiesta popular, etc. Pero desgraciadamente, las restricciones de la normativa actual son claras al respecto: no está permitido su uso en ciudades o sobre aglomeraciones de gente al aire libre, por lo que la grabación de este tipo de eventos por el momento no está permitida, a no ser que se celebren en recintos totalmente cerrados.

En el caso de la grabación de documentales, películas, videoclips, o cualquier otro material audiovisual, su uso está permitido, siempre y cuando la grabación no se desarrolle en zonas urbanas.

Pero… ¿Y qué pasa en los recintos cerrados? Pues bien, si quieres filmar un evento que tenga lugar en un pabellón polideportivo, una nave industrial, un centro de convenciones, un domicilio particular, etc. los propietarios del recinto son los que tienen la autoridad para decidir si se autoriza o no el vuelo de drones y qué condiciones, puesto que este tipo de recintos, al estar cerrados, no están sujetos a la jurisdicción de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea. Pero recuerda: debe ser un recinto totalmente cerrado. Los recintos como plazas de toros o estadios de fútbol no son considerados como tal, a no ser que estén totalmente cubiertos, sin ningún tipo de abertura.

 

Drones baratos para principiantes

Si quieres iniciarte en el mundo de los drones, nada mejor que unos modelos sencillos y manejables para los que no están muy duchos en quadcopters. El sector de los vehículos aéreos no tripulados ha despegado, nunca mejor dicho, de una forma que nadie esperaba. En los últimos años han aparecido multitud de fabricantes y aparatos cada vez más sofisticados destinados principalmente a hacer fotografías y grabar vídeos, lo cual abre el abanico de actividades hasta límites insospechados: drones espías, uso militar, filmaciones aéreas, envíos y entrega de paquetes a domicilio, búsqueda y rescate de personas…

Drones baratos para principiantes

No obstante, como no todo el mundo sabe pilotar un dron, es necesario explicar que hay algunos modelos más fáciles de usar que otros que requieren de muchos más conocimientos y experiencia. Seguro que no quieres dañar tu pequeño juguete a las primeras de cambio, así que vamos a recomendarte dos cuadricópteros adecuados para principiantes.

No pierdas la oportunidad de sumergirte en un mundo que te atrapará por completo y con el que evitarás estrellarte en tu primer vuelo. ¿Estás preparado para surcar los cielos e inmortalizar paisajes increíbles? ¡Abrochaos los cinturones, allá vamos!

Syma X5C, el dron ideal para disfrutar de tus primeros vuelos

Aparato de radio control con un mando de cuatro canales (acelerador, timón, alerón y elevador) que tiene dos sticks que podrás mover en todas las direcciones. Con un estabilizador giroscopio de 6 ejes para mejorar el control y una cámara de 2.0 MP con la que podrás capturar momentos espectaculares durante el vuelo. Puede alcanzar una distancia de 50 metros con posibilidad de llegar a 100 metros y cuenta con una función específica para ejecutar piruetas de 360 grados. Está alimentado por una batería de 500 mAh que ofrece al dispositivo una duración de 7 minutos de vuelo.

Por unos 40 euros puedes hacerte con este cuadricóptero de Syma, una de las marcas de drones más reconocidas y destacadas del mercado por mantener una línea homogénea en todos sus productos debido a su calidad, resistencia y precio. Si quieres trastear con quadcopters, este Syma X5C es toda una ganga para empezar. A medida que progreses en tus pilotajes y subas el nivel puedes cambiar al modo avanzado y manejarlo a una mayor velocidad.

Dron Syma X5C

Si quieres conocer su precio, haz clic aquí.

Minidron JJRC Elfie, pilotado con una aplicación móvil

Un dron de calidad con un precio nada elevado, alrededor de 30 euros, y unas capacidades óptimas que lo hacen ideal para que nuestra incursión en el mundo dron sea lo más satisfactoria e instructiva posible. Un dispositivo que pliega sus hélices sobre sí mismo para que quepa en un bolsillo y que cuenta con despegue automático para que lo pongas en marcha sin problemas. La novedad es que no se maneja con mando, sino a través de una aplicación móvil que se conecta a la red wifi habilitada por el dron y con la que se pueden activar y manipular todas las funciones y modos disponibles de los que consta el aparato.

Esta diminuta aeronave portátil lleva incorporada una cámara para realizar fotos y vídeos. Con la app se puede seguir en primera persona (FPV) la visión que tiene el dron para tomar las instantáneas en el momento oportuno. Su modo de altitud constante te ayudará a tomar imágenes estables y sin balanceos. Pulsando un botón podrás activar el modo de vuelta a casa para que regrese al lugar de despegue. Asimismo, tiene la posibilidad de hacer giros de 360 grados para ejecutar imposibles y divertidos flips gracias al eficiente software desarrollado por JJRC.

Minidron JJRC H37 Elfie

Que sea tan pequeño y barato no quiere decir que no sea bueno, tanto como para tener también el modo sin cabeza, es decir, que no debemos de preocuparnos por saber dónde está la parte delantera y trasera del dron, porque podremos pilotarlo sin que se inviertan los ejes y te vuelvas loco con los sticks del mando o aplicación móvil en este caso. En los vuelos nocturnos te ayudarán sus luces LEDs para que tu quadcopter esté siempre visible. La batería permite realizar vuelos de alrededor de 7 minutos. ¡Una buena opción para pilotos novatos que todavía no están seguros de si su afición irá más allá de simplemente probar estos atrayentes juguetes voladores!

Así que ya sabes, si quieres hacerte con uno para realizar tus primeras maniobras y piruetas sin temor a arruinarte por haberte comprado un cuadricóptero demasiado caro, aquí tienes dos drones con buenas prestaciones para experimentar y vivir fantásticas experiencias.

Si quieres saber dónde comprarlo, haz clic aquí.

¿Quieres ver más modelos? Visita nuestra página de drones baratos.

¿Quién inventó los drones?

Seguro que te has preguntado alguna vez quién inventó el dron (o drone, como prefieras llamarlo). Aunque la respuesta no es tan fácil como pueda parecer en un principio, vamos a tratar de contestarla de manera clara y concisa. Súmate a la tripulación de nuestro vuelo, ¡llegaremos en un periquete!

Despegamos. Para responder a la trascendental duda de a quién se le ocurrió la genial idea de un aparato que volase mediante control remoto, hiciese fotos, grabase vídeos en alta calidad e incluso entregase pedidos de esa tienda online en la que compras a menudo, primero hay que aclarar ¿qué es un dron? O más exactamente, ¿qué consideramos un dron? Porque si entendemos por drone cualquier Vehículo Aéreo No Tripulado (VANT), su nacimiento se remonta a más de un siglo atrás. Repasemos sus orígenes legendarios.

Tesla inventó el dron

Nikola Tesla

Fuente: Wikipedia

Cuenta la leyenda que el primero en patentar el Vehículo Aéreo No Tripulado, un antepasado directo del dron, fue nada más y nada menos que Nikola Tesla, el mítico inventor que descubrió la corriente alterna y al que le debemos, además de la electricidad en nuestros hogares, la radio o la lámpara fluorescente. Pues bien, en 1898, Tesla registró la patente de una especie de barco volador, que se manejaría desde el suelo, sin ningún piloto en él. El genial científico serbio-americano pensaba que se usaría principalmente en los conflictos armados entre naciones. Tesla pensaba que podría ser un arma tan mortífera que acabaría con todas las guerras, ya que la sola idea de usarse haría que la batalla no comenzase. Pero nunca construyó este aparato, que se quedó en un diseño bastante detallado. ¿Habría acabado para siempre con la guerra? Lo dudamos mucho, porque es más o menos el mismo concepto que la bomba atómica, y mira cómo estamos…

Drones de la II Guerra Mundial

Los primeros VANT que se construyeron fueron desarrollados durante la I Guerra Mundial, y no se estrenarían hasta la segunda. Al principio, se usaban para entrenar a los operarios que manejaban los cañones antiaéreos. O sea, que solamente servían como un ejercicio de puntería, una especie de tiro al plato. Pero la idea era que estos aparatos sirviesen para lanzar bombas sobre los enemigos, algo que no se pudo conseguir.

En plena Guerra Fría, las potencias mundiales, sobre todo EEUU, siguieron trabajando en crear un dron únicamente con objetivos militares. Durante bastante tiempo no se produjeron avances, ya que el desarrollo de los misiles fue espectacular: se podía acabar con el enemigo desde casi la otra punta del mundo, por lo que los drones ya no parecían necesarios. Pero cuando comenzó la Guerra de Vietnam se retomó la investigación para crear objetos voladores que posibilitasen el destruir objetivos desde el aire. El Departamento de Defensa norteamericano haría increíbles progresos desde los 70 hasta los 90 del siglo pasado.

Quién inventó el dron moderno

Drones domésticos

Los helicópteros RC, como Tesla predijo, han acabado sirviendo para la guerra. Se considera que el primer dron tal y como lo conocemos hoy en día, fue el que creó un ingeniero israelí, Abraham E. Karem. Se le llamó Predator, era un drone armado completamente funcional, y fue usado por la CIA para eliminar un objetivo en Afganistan en 2002, después de los ataques del 11-S.

Desde entonces, estos artilugios se han desarrollado una barbaridad, pero, a dios gracias, no siempre con propósitos hostiles. El mexicano Jordi Muñoz está considerado uno de los pioneros del dron doméstico, que, más que del drone militar, desciende de los juguetes voladores con control remoto, como helicópteros o aviones. Después de enseñar su creación en la web DIYDrones, su webmaster Chris Anderson le compró la idea y, a día de hoy, ambos son dos de los fabricantes de drones más importantes del mundo dentro de la compañía 3D Robotics. ¡Y sus creaciones ya no tienen nada de caseras! Gracias a ellos, los drones tienen todas esas mejoras que nos encantan: GPS, cámara de foto y vídeo, conectividad wifi…

¿Qué harán los drones en el futuro? De momento, tienen un montón de usos, y se pueden ver metidos en situaciones muy locas. Todos los nuevos avances te los contaremos aquí, ¡permanece atento/a a tu pantalla!

Por cierto, si quieres iniciarte en el mundo de los drones, pero no sabes con cuál, te invitamos a leer este artículo.

Aquí tienes algunos modelos que pueden interesarte si quieres empezar a pilotar quadcopters: